07 febrero 2008

la rata

Anoche celebramos el año nuevo chino, no vivo pendiente de los signos, me parece entretenido a veces, pero no me ordeno por eso, estoy en medio de muchos cambios en este momento, un rito de año nuevo se siente bien, con listas de quiero y no quiero, estuvo lindo todo, +feliz año+

El año de la Rata es un año de abundancia, que trae oportunidades y buenas perspectivas. Vendrá marcado por especulación y fluctuaciones en el precio de los bienes de consumo y en el mercado accionario, y por una expansión general de la economía mundial. Los negocios estarán en auge, será posible hacer fortuna y es buena época para acumular riquezas. Sin embargo, es también el momento de hacer planes de inversión a largo plazo, ya que la bonanza que aporta el año de la Rata nos ayudará a pasar los años yermos que pueden seguirle. Todas las empresas comenzadas en estos momentos tendrán éxito, si se las prepara bien, pero no hay que correr riesgos innecesarios: la Rata no deja de estar regida por el frío del invierno y la oscuridad de la noche. Quienes especulen sin discriminación e intenten abarcar demasiado se encontrarán finalmente con un triste saldo.
En general, será un año más feliz que lo habitual, libre de guerras y acontecimientos explosivos y con muchas menos catástrofes que, por ejemplo, los años del Tigre o del Dragón.
Pese a todo, será un año excitante. Trae múltiples altercados, regateos y discusiones ociosas, que poco daño harán. Es una época de simpatía, que ayudará a la mayoría de nosotros a establecer buenos contactos sociales y a divertirnos.

tambien encontre un poco de historia, por si quieren saber de adonde viene todo esto

El Año Nuevo Chino se remonta al año 2600 aC, cuando el Emperador Huang Ti presentó el primer ciclo del zodíaco. Cuenta la leyenda que antes de partir de la tierra, el Señor Buda reunió a todos los animales para que fueran a verlo. Pero sólo doce fueron a su encuentro para despedirlo. Como recompensa, le puso los nombres de los animales a cada año según el orden de llegada. Los chinos creen que el animal que gobierna el año en el que la persona nació tiene una profunda influencia sobre la personalidad de cada uno, y al respecto dicen: "Este es el animal que se esconde en tu corazón". Un ciclo del zodíaco completo dura 60 años y está formado por cinco ciclos de doce años cada uno.

Japón, Corea y Vietnam también celebran este acontecimiento de 4703 años de antigüedad, que muchos conocen como el Festival de Primavera. Según el Emperador Han Wu Di's Almanac, comienza con la primera Luna Nueva del año nuevo moderno y finaliza la noche de Luna Llena, 15 días más tarde.

La fábula alude a un pueblo de China que fue destruido por un monstruo maléfico una noche de invierno. Al año siguiente, el monstruo regresó y diezmó el pueblo. Anticipándose a la nueva visita del monstruo el año siguiente, los pobladores idearon un plan para espantarlo. Se utilizaron fuegos de artificios rojos, tambores y gongs para crear fuertes ruidos y así ahuyentar a la bestia y se colocaron estandartes por todos lados. El rojo simboliza el fuego y durante mucho tiempo se ha creído que espanta el mal y la mala suerte. El plan funcionó y la celebración duró varios días, durante los cuales la gente se visitó, intercambió regalos, bailó y comió deliciosas comidas.

Tanto el Año Nuevo Chino como el Occidental están repletos de tradiciones y rituales. Los preparativos comienzan un mes antes de la fecha del Año Nuevo Chino (similar a la Navidad en Occidente), cuando la gente comienza a comprar regalos, adornos, comida y vestimenta. Una exhaustiva limpieza comienza aproximadamente un mes antes del Año Nuevo Chino, cuando las casas se limpian profundamente, eliminando todo rastro de mala suerte. Se da una nueva mano de pintura, que por lo general es de color rojo, a las puertas y los vidrios de las ventanas. Luego se decoran con letras coloridas sobre diseños de papel y pareados (chun-lian) con impresiones de temas como la felicidad, la fortuna y la longevidad. Todo esto debe realizarse antes de que comience la celebración del Año Nuevo Chino.

La víspera del Año Nuevo es quizá la parte más emocionante del evento, ya que la expectativa va aumentando lentamente. Aquí, los ritos y costumbres se celebran con mucho cuidado en todos los aspectos, desde la comida hasta la vestimenta. En la mayoría de los casos, es un momento para que las familias se reúnan y den gracias. Por lo general, la cena consta de mariscos y bolitas de masa guisada, representando los muchos buenos deseos. Las exquisiteces incluyen langostinos, para la vivacidad y la dicha; ostras disecadas (o ho xi), por todo lo bueno; ensalada de pescado crudo (yu sheng) para traer buena suerte y prosperidad; cabellos de ángel(fai-hai); finas algas comestibles para traer prosperidad; y bolitas de masa hervidas en agua (Jiaozi). Esta comida, conocida como "alrededor de la cocina" (Weilu) honra el Cielo y la Tierra y reconoce la divinidad de la familia y de los ancestros que establecieron el trabajo de la tierra para la buena fortuna de las familias. Se acostumbra usar algo de color rojo, nuevamente, para librarse de los malos espíritus; pero no se usa ni negro ni blanco, ya que se los asocia con el luto. Después de la cena, se llevan a cabo más actividades familiares relacionadas con la ocasión. A medianoche, el cielo se ilumina con fuegos artificiales.

En el Día de Año Nuevo, tiene lugar una antigua costumbre llamada Hong Bao (paquete rojo). Los matrimonios entregan a niños y adultos solteros "dinero afortunado" en sobres rojos. Luego, la familia va de puerta en puerta para saludar primero a sus familiares y luego a sus vecinos. Como dice el dicho occidental "lo pasado, pasado", los rencores se dejan de lado fácilmente durante el Año Nuevo Chino. El decimoquinto y último día del Año Nuevo está marcado por el Festival de los Faroles, que es una celebración con cantos y danzas, además de desfiles de faroles con niños.

Los chinos lo utilizan como una alternativa social para determinar la edad de una persona. En lugar de preguntarle a una persona su edad, se le pregunta por el animal de su signo. A partir de eso pueden calcular la edad teniendo en cuenta el ciclo de 12 años.

2 comentarios:

Aprendiz de Otoño dijo...

Muy interesante, no me había dado el tiempo de buscar el matiz histórico de la fecha. Aunque uno no haga su vida en torno a los signs zodiacales, siempre sorprende esas casi divinas coincidencias, que a uno lo hacen preguntarse si es que acaso la personalidad obedece a cierto orden cósmico o es que al final uno se forma a partir de las características del signo que le tocó. Igual hay bastante de ambas opciones, pero no se puede desconocer que hay gente de algun signo, por ejemplo Escorpión, que son muy Escorpión, pese a tener cuatro años y nunca haber leído una descripción zodiacal...

Bueno, eso. Buenas imagenes de Buñuel en el post anterior.

Saludos!

Maru dijo...

interesante, yo soy dragón y piscis, más místico no puede ser, así que te imaginarás mi personalidad, jajajaja.

besos